diabetes
pitahaya
acido
apio
caimito

El caimito es una fruta tropical, nativo de las Antillas y América Central. Se usa tanto su corteza, el látex y el fruto para usos medicinales. Es un fruto comestible de textura suave.

El caimito tiene propiedades astringentes y su consumo abundante ocasiona estreñimiento, la infusión de sus hojas son usados como tratamiento para la diabetes. La pulpa para aliviar la tos y la bronquitis Continue reading “Caimito para controlar la diabetes, la diarrea y otras enfermedades más”

estrés
cayena
diabetes
clavos

El clavo dulce posee un olor intenso y característico. El clavo no solo es un condimento utilizado en la cocina, también ofrece muchas propiedades y grandes aportes a la salud.

El clavo dulce es originario de Indonesia, los capullos de las flores son los que se convierten en esta especie aromática tan popular y usada en todo el mundo.

El aceite de clavo de olor es muy utilizado para tratar el asma, afecciones respiratoria, dolor de cabeza y el estrés.

También te puede interesar: Calmar dolores de muelas con remedios naturales

clavos

Los clavos contienen eugenol  una sustancia utilizada en aromaterapia para  ayudar a aliviar distintas dolencias y ayuda a prevenir que la sangre coagule, ideal para enfermos cardiovasculares.

Beneficios del clavo de olor

– Ayuda con malestares estomacales.
– Combate mareos.
– Es analgésico
– Alivia los dolores de muela.
– Es anti-coagulante de la sangre
– Reduce los niveles de glucosa en la sangre.
– Es un potente antibiótico natural.
– Alivia los problemas de flatulencia, indigestión.
– Reduce el pie de atleta y hongos en los pies.
– Combate el cáncer y ayuda a aumentar la producción de plaquetas.
– Elimina parásitos.

Usos del clavo de olor en la salud

El clavo de olor molido se mezcla con miel es bueno para náuseas y la hinchazón estomacal.

Como infusión: Hervir 3  clavos en una taza de agua. Se deja reposar por 10 minutos y se endulza con miel. Esto ayuda a eliminar flatulencia.

Para jaquecas: Sal, agua y clavo de olor,  dar masajes en la frente y sienes.

Para dolor de muelas: Aplicar una mezcla de una cuarta cucharada de aceite de oliva y una gota de aceite de clavo, directamente en la pieza afectada. Para el dolor de encías, en un algodón humedecer con aceite de clavo de olor y frotar las encías para generar un efecto analgésico.

Para el oído: Preparar una infusión con clavos de olor y aceite de sésamo. Aplicar en el oído.

Para reducir contracciones del parto: Aplicar un poco de aceite de clavo de olor y dar pequeños masajes en el vientre.

cerveza
tamarindo
flacidez
candidiasis
ozonoterapia
frizz